El Hospital Universitario de Martinica renuncia a imponer el pase de salud a sus empleados

El anti «pase de salud» en Martinica finalmente ganó su enfrentamiento con la administración del centro hospitalario. En un memorando interno difundido hoy por La Tribune, el director general de CHU, Benjamin Garel, acepta que «todos los empleados del hospital podrán ingresar a su servicio independientemente de su estado con respecto al pase de salud». Sin embargo, los agentes que no tienen un pase son «invitados a realizar una prueba de detección». ¿A sus expensas? La nota no dice eso. “Se organizarán controles y se invitará a los agentes eventualmente interesados ​​a asistir al DRH”, agrega la nota.

Encuentre una solución negociada

Además, concluye la nota, “se debe realizar un proceso de mediación que permita el establecimiento de una solución negociada”.

Desde la creación del pase de salud, obligatorio desde el 11 de octubre para los visitantes y el personal, los funcionarios han expresado regularmente su oposición a la entrada de la CHU, una medida ampliamente apoyada por los sindicatos de hospitales. Desde el 14 de octubre, los sindicatos también han sido designados en resumen por la administración de CHU para «Obstáculo para establecer una obligación legal» y «Grave daño a la salud y seguridad de empleados y usuarios».

“Hemos presenciado en los informes del alguacil amenazas, intimidaciones, insultos, presiones de todo tipo que impiden la continuidad del servicio de salud pública y garantizan la seguridad”, Pascale Berté, abogada del CHU, dijo a la AFP.

tasa de índice tres veces mayor

Finalmente, la presión habrá sido muy fuerte para la gestión del CHU. El ministerio de salud aún no ha reaccionado. Sin embargo, mientras se relajan las medidas de contención, el pase sanitario será obligatorio para los empleados de establecimientos abiertos al público, excepto … ¡por tanto para el Hospital Universitario de Martinica!

READ  Karim Tabbou, figura de Hirak, liberado bajo supervisión judicial en un clima de creciente represión

«La situación en Martinica ha mejorado, pero sigue siendo preocupante porque todavía tenemos varias docenas de casos positivos de covid-19 todos los días», dijo a la AFP el alcalde de Martinica, Stanislas Cazelles. La tasa de incidencia fue de 155 casos por 100.000 habitantes el viernes, el triple de lo observado en Francia.