Expatriados en España: ¿qué tipo de apoyo psicológico hay disponible?

Durante una expatriación, y especialmente en el contexto actual, es posible sentir la necesidad de consultar a un terapeuta por varios motivos. Pero, ¿qué apoyo psicológico encuentra durante la expatriación? ¿Es importante consultar en su lengua materna?

A 1 de enero de 2021, el número de personas inscritas en el Registro francés que viven fuera de Francia era de 1.685.638. Sin embargo, dado que el registro no es obligatorio, el número total de franceses que viven en el extranjero rondaría los 2,5 millones. En España se han identificado cerca de 80.900 franceses. El 34,67% de los empadronados son menores de 25 años, el 49,12% tienen entre 25 y 60 años y, finalmente, los mayores de 60 años representan el 16,21% de ellos.

Las 4 fases de la expatriación

Durante una expatriación se pueden atravesar cuatro fases muy distintas:

1. La luna de miel: es la fase de descubrimiento en la que el expatriado verá su ciudad y su país de acogida de forma positiva.

2. Choque cultural: este período está marcado por una cierta desilusión en la que disminuye el entusiasmo de la primera fase.

3. Aclimatación: esta fase describe el proceso mediante el cual un individuo aprende a vivir en una cultura diferente a la suya, utilizando sus capacidades de adaptación y asimilación.

4. Integración: el expatriado se sentirá cómodo y aceptado en su nuevo entorno.

Aunque estas fases son comunes a cualquier expatriación, cada experiencia en el extranjero será única, cada individuo será único.

Además, existen numerosos motivos para emigrar que impactarán en cómo se vivirá esta experiencia.
La expatriación se vivirá de manera diferente dependiendo de si fue elegida o sufrida:
● Durante una expatriación elegida, la persona que se traslada al extranjero eligió establecerse en el extranjero por sus propios motivos: su carrera, su deseo de conocer otra cultura, la necesidad de cambio, etc.
● Durante una expatriación, la persona seguirá a alguien cercano a él. Principalmente encontramos cónyuges e hijos expatriados. No siempre será fácil vivir con la expatriación, ya que no siempre será su elección y tendrán que adaptarse.

READ  Empresarios advierten de la quiebra de miles de pymes tras aumento del 15% del salario mínimo

La dificultad de realizar consultas en el extranjero

Durante una expatriación, cualquier persona puede sentir la necesidad de apoyo psicológico, ya sea en relación con una dificultad derivada de la propia expatriación o un problema de fondo que reaparece en ese momento.
Sin embargo, no siempre es fácil encontrar un psicólogo presencial cuando vivimos en el extranjero, ya sea generalista o especializado (ejemplos de especialización: ansiedad, trastornos alimentarios, depresión, adicciones, niños y adolescentes).

La principal dificultad es encontrar un terapeuta que pueda consultar en francés.
De hecho, es importante poder consultar en la lengua materna de alguien con un psicólogo ya que trabajamos desde representaciones. Cada palabra ya no tiene exactamente el mismo significado o la misma representación para dos personas diferentes que, sin embargo, tienen la misma lengua materna. Entonces, en el contexto de una consulta donde el paciente y el psicólogo no tienen la misma lengua materna, esto agregará una dificultad. Además, puede resultar mucho más cómodo para el paciente hablar en su lengua materna.

Dependiendo de la región de España en la que te encuentres, consultar a un psicólogo francófono será más o menos fácil, especialmente si buscas un terapeuta especializado. Será más fácil encontrar un psicólogo que hable francés si vives en Barcelona o Madrid que en Salamanca o Cádiz, por ejemplo.

Por ello, consultar a un psicólogo a distancia en tu lengua materna es la alternativa elegida por muchos expatriados. Además, las NTIC (Nuevas Tecnologías de la Información y la Comunicación) ofrecen cada vez más posibilidades de comunicarse de forma remota en buenas condiciones.

Psicología online, una alternativa para expatriados

La psicología online se refiere a todas las prácticas psicológicas realizadas a distancia por un psicólogo. Las consultas o teleconsultas remotas son cada vez más habituales. Casi 8 de cada 10 psicólogos ofrecen terapia en línea según laObservatorio de Psicología 2021.
Aunque la psicología online ha experimentado un verdadero boom últimamente en el contexto de la pandemia de COVID-19 y las consiguientes medidas restrictivas, la terapia online ha sido practicada durante varios años por muchos profesionales.

READ  André-Pierre Gignac ostenta el récord de goles marcados por un europeo

Recomiendo más consultas por video o por teléfono en lugar de consultas por correo electrónico y chat. De hecho, por correo electrónico, no existe un intercambio lo suficientemente sincrónico para poder responder o pedir precisión cuando el paciente está hablando.
En relación al chat, el intercambio es sincrónico pero, como en el caso del correo, ni vemos ni escuchamos a la persona. Como la elección de palabras es tan importante, puede resultar difícil encontrar las palabras adecuadas durante la interacción con el paciente. Sin embargo, para las personas que tienen dificultades para bucear, este podría ser el primer enfoque.

Por otro lado, es posible realizar un trabajo terapéutico real por teléfono o video. Se sigue favoreciendo la videoconferencia porque es lo más parecido a una consulta presencial en una clínica. Vemos a la persona y por tanto tenemos acceso a parte de la comunicación no verbal. Esto permite, por ejemplo, gestionar mejor los silencios (saber mejor si es un momento de reflexión, descanso, etc.).
En todos los casos, es importante asegurarse de que la persona a la que está consultando esté bien aislada y pueda hablar libremente.

Por tanto, podemos afirmar que cada experiencia de expatriación es única y que cualquier expatriado puede sentir la necesidad de un apoyo psicológico.
Para ello, será importante encontrar un terapeuta que consulte en francés, lo que no siempre es fácil según tu lugar de residencia en el extranjero.
Por tanto, la consulta remota será una buena alternativa para los expatriados que sientan la necesidad de apoyo para su bienestar emocional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *