“Malinquismo”, el antimachismo del México machista

Los mexicanos tienen un antónimo de “chovinismo” que designa la acción de valorar al extranjero más que al propio país. Con motivo del 500 aniversario de la conquista de México por Hernán Cortés, este viernes 13 de agosto, el diario Milenio cuenta el origen de este término ligado a la historia de la amante indígena americana del conquistador español, conocida como La Malinche.

La palabra «malinchismo», antónimo de «chovinismo», sin equivalente en el idioma francés, ingresó al vocabulario mexicano recién a mediados del siglo XX. XXy siglo, contar el dia a dia Milenio. Sin embargo, tiene sus raíces en la historia lejana del país y en el personaje mítico de Marina, una esclava nativa ofrecida a los conquistadores españoles y que se convirtió en la amante, consejera e intérprete de Hernán Cortés, responsable de la expedición.

Según la Academia Mexicana de la Lengua, esta palabra que designa “la actitud de quienes muestran apego a los extranjeros denigrando sus orígenes”, hace referencia a “la Malinche”, apodo que los indígenas le habrían puesto a la joven que ayudó a los conquistadores a derrocar el imperio azteca en 1521. Con motivo del 500 aniversario de la victoria definitiva de las tropas de Hernán Cortés, Milenio se remonta al origen de este término, “concepto sexista, erróneo y malicioso” qué haces “dejar recaer toda la responsabilidad de la Conquista sobre los jóvenes hombros de Marina”.

Falso traidor, verdadero rebelde

El término «malinchismo» ayudó a vincular la derrota azteca a una sucesión de traiciones, de las cuales Marina sería la figura más famosa. La reunión de muchos nativos al poder extranjero fue, sin embargo, la culminación de una rebelión. “legítimo e independiente” dirigido por los pueblos sometidos por la fuerza al emperador azteca Moctezuma y decidió deshacerse de los «tirano», especifica el diario.

READ  Covid - España: Número de turistas se acerca a niveles previos a la pandemia en marzo

«La Malinha» no estaba más allá “nunca el apodo de Marina”, escribiendo Milenio, “sino el que los soldados de Castilla entregaron al jefe de la expedición, el capitán Cortés”. Los nativos le dieron al famoso conquistador el apodo de “Marina-tzin”, un título honorífico que significa “Señor Marina”.. El sufijo “-tzin”, impronunciable en castellano, fue transformado en “che” por los españoles, explica Milenio, antes de ser asignado a la Marina solamente.

“Describir a Marina como una esclava que Cortés ‘se convirtió’ en su amante eclipsa el verdadero papel que desempeñó en la Conquista, como intérprete, confidente y consejera del capitán”, agrega el diario:

Además, los miles de indígenas que Marina participó en la evangelización ya deberían haber ganado su canonización. Pero el ‘machismo’ mexicano es más fuerte que el ‘malinchismo’, y muchos se complacen en dejar boquiabiertas a las mujeres”.

Fuente

Nacida en 2000 en Monterrey, la gran ciudad del norte, “Millenaire” también tiene oficinas editoriales en la Ciudad de México y otras ciudades del interior. “Millenaire” tiene una edición nacional, producida en la Ciudad de México, y ediciones en provincias. Esta

[…]

Ver más información

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.