octava jornada de incendios en Andalucía, más de 8.000 hectáreas destruidas

Las llamas evacuaron a 2.600 personas y le costaron la vida a un bombero. La lluvia ayudó a los bomberos el lunes, pero el fuego aún no está bajo control.

Los bomberos que intentaban controlar un incendio que mató a uno de ellos, que resultó en la evacuación total de 2.600 personas en el sur de España, fueron ayudados en su lucha anoche por una ligera lluvia. En Twitter, los bomberos andaluces publicaron esta mañana: “llego la lluvia».

Unos 500 bomberos, apoyados por 51 bombarderos de agua, trabajaron duro para combatir este gigantesco incendio que desde la noche del 8 de septiembre ha arrasado más de 8.000 hectáreas en la montaña de Sierra Bermeja, cerca de Málaga, según la Junta de Andalucía.

Desde el domingo, 260 soldados de una unidad militar especializada han venido a ayudarlos, a pedido de las autoridades locales. Según imágenes de la televisión local, los ancianos, evacuados preventivamente de su residencia de ancianos, aplaudieron cuando cayeron las primeras gotas de lluvia.

Los ancianos fueron evacuados preventivamente. JON NAZCA / REUTERS

Pero los bomberos advirtieron a la población que esta precipitación los ayudaría, pero no sería suficiente. “La lluvia no apaga el fuegoJuan Sánchez, jefe de la agencia regional de extinción de incendios, dijo a los periodistas. Maíz “en áreas donde el fuego estaba bajo control, esto nos ayudará a reducir el tiempo necesario para apagarloTotalmente, agregó.

Los incendios forestales continuaron hasta la noche. JON NAZCA / REUTERS

El incendio, que mató el jueves a un bombero de 44 años, ha sido descrito en los últimos días por las autoridades como “complejo y excepcional” es de “monstruo hambrientoSacudida por los fuertes vientos y el calor de los últimos días.

READ  se cerraron las fronteras con Italia y España

El domingo, 1.600 habitantes de seis pueblos fueron evacuados de forma preventiva ante el avance de las llamas. Alrededor de 1.000 personas ya habían sido evacuadas en días anteriores alrededor de la localidad costera de Estepona, pero se les permitió regresar a sus hogares el lunes.

«Controlarlo hoy sería pedir demasiado, pero hay un rayo de esperanza», Dijo, en la radio Cadena Ser, la responsable regional de Medio Ambiente, Carmen Crespo. Los devastadores incendios provocados por la ola de calor han afectado a varios países mediterráneos este verano, incluidos Grecia, Italia, Turquía y Argelia.

VEA TAMBIÉN – ¿Habrá más incendios forestales con el calentamiento global?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *