Bateo Libre – El 12 % de las mujeres son intervenidas por prolapso genital a lo largo de su vida

Bateo Libre – El 12 % de las mujeres son intervenidas por prolapso genital a lo largo de su vida

El prolapso genital, una condición en la cual uno o más órganos descienden en el área genital, se ha convertido en una causa alarmante de cirugía ginecológica mayor en nuestro entorno. Según estudios recientes, hasta el 30% de las cirugías ginecológicas mayores están relacionadas con el prolapso genital.

Los síntomas del prolapso genital pueden variar, pero generalmente incluyen una sensación de bulto en el área genital, urgencia urinaria, aumento de la frecuencia urinaria, incontinencia urinaria, dificultad para defecar y dispareunia. Estos síntomas pueden tener un impacto significativo en la calidad de vida de las mujeres que lo padecen.

Existen varios factores que pueden desencadenar el prolapso genital, incluyendo factores constitucionales, el embarazo y el parto, el envejecimiento, la obesidad y la presión abdominal crónica. Estos factores debilitan los músculos y los tejidos que sostienen los órganos en su lugar, lo que conduce al descenso de los órganos en el área genital.

El tratamiento para el prolapso genital puede variar dependiendo de la gravedad y la calidad de vida de la paciente. En casos leves, se pueden tomar medidas conservadoras, como cambios en el estilo de vida, ejercicios del suelo pélvico y el uso de pesarios, que son dispositivos que se insertan en la vagina para sostener los órganos en su lugar.

Sin embargo, cuando el prolapso genital afecta significativamente la calidad de vida de la mujer, se considera la cirugía como opción de tratamiento. El objetivo de la cirugía es resolver los síntomas y mejorar las disfunciones identificadas en el estudio preoperatorio. Existen diferentes tipos de procedimientos quirúrgicos, incluyendo los obliterantes y los reconstructivos, que pueden realizarse a través de vías vaginal, abdominal abierta o laparoscópica.

READ  ¿Por qué se administra el nirsevimab a todos los bebés menores de seis meses?

En resumen, el prolapso genital es una condición médica que afecta a muchas mujeres en nuestro entorno. Afortunadamente, existe una variedad de opciones de tratamiento disponibles, tanto médicas como quirúrgicas, para gestionar esta condición y mejorar la calidad de vida de las pacientes afectadas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *