El médico cubano que criticó al gobierno en las redes renuncia a su trabajo en el hospital las Tunas

El Dr. Alexander Raúl Pupo Casas, quien en los últimos días recibió reprimendas en su lugar de trabajo y agresiones en las redes sociales por sus críticas al Gobierno de la Isla, renunció a su trabajo en el hospital Ernesto Guevara de Las Tunas, donde residía. en neurocirugía, como se informó en su perfil de Facebook.

Según las declaraciones de Pupo Casas, el Comité de Ética del hospital emitió una decisión en su contra, y lo más sorprendente fue “la audacia de quienes leyeron el documento”, que afirmaron que no era así “.sanción“pero” ellos hacen su juicio y la opinión final es responsabilidad de otros. “

Además, Pupo Casas reveló que dicha persona se encontraba en su entrevista, donde “no tenía argumentos de ningún tipo para formular esta acusación”.

“Por mi parte, espero haber sido muy claro en mi presentación, cuando les hablé de lo que significa para mí ser un buen médico. Y es que la medicina debe sentirse más allá de toda política sucia, más que amar una ideología. Un médico decente ama su profesión sobre todo, se esfuerza por mejorar continuamente la calidad de sus servicios y da lo mejor a cada paciente. Ellos, lamentablemente en ese hospital, no entienden ”, explicó el médico.

Entonces dijo que decidió entregar su carta de renuncia a ese centro, donde hace buenos amigos entre sus compañeros de trabajo, sus pacientes e incluso algunos ejecutivos que lo apoyaron.

“Dejo los servicios médicos en Las Tunaspero no medicina. Seguiré trabajando sin pausa para mejorar como médico y como persona. Seguiré juntando amigos, porque si toda esta dura experiencia me ha servido bien es saber que los que tienen amigos ya ganaron, ya lo tienen todo ”, escribió Pupo Casas.

READ  En España, los repartidores de bicicletas ahora son empleados

A principios de septiembre, el joven médico informó las primeras amenazas en el hospital donde trabajó, específicamente por criticar en sus redes sociales temas como los bajos salarios de los profesionales en la isla, la falta de libertad de expresión y los contratos injustos de las misiones médicas.

Luego dijo que los gerentes lo habían convocado a una reunión privada en su lugar de trabajo para persuadirlo de que dejara de publicar sus ideas en Facebook, quienes le dijeron que “no resolverá nada” y que simplemente “traerá problemas”. en su “vida personal y profesional”.

La noche del jueves pasado, las represalias contra Pupo Casas cobraron mayor grado, ya que fue expulsado de la bolsa donde vivía en Las Tunas.

“Hoy experimenté de primera mano la mayor injusticia al ser privado de mi derecho a pensar libremente. Hoy, en muchos amigos, vi la decepción mezclada con el desamparo cuando me vieron tirado de la bolsa sin previo aviso y como si fuera un criminal. Tantos médicos como yo, que aun sabiendo lo injusto que era el procedimiento, decidieron inclinar la cabeza solo porque saben que hoy soy yo, pero mañana podrían ser ellos ”, lamentó entonces.

Desde entonces, ha recibido numerosas agresiones en las redes sociales, algunas de ellas de la Dra. Lisette Ponce de León, jefa del servicio de Neurocirugía del Hospital Ernesto Guevara de Las Tunas, a quien el médico designó como artífice de una campaña de desprestigio en su contra. .

También la Universidad de Ciencias Médicas de Holguín, donde Pupo Casas estudió medicina, Cuestionó este lunes en redes sociales, diciéndole que se ha convertido en “una mercancía repugnante que los vendedores de la patria comenzaron a negociar para ganarse las buenas gracias de ustedes, como buenos lacayos”.

READ  Checo Pérez confirmó que correrá con Red Bull Racing en 2021: "Estoy feliz"

Los autores de este texto también lo denunciaron por “instigar el desorden y crear campañas y estados de opinión que desestabilizan el orden institucional y civil”.

El Observatorio de Libertad Académica, organización fundada en julio de este año con el objetivo de “documentar y visibilizar la discriminación por motivos políticos” y las violaciones a la libertad académica en las universidades cubanas. el lunes denunció el caso de Pupo Casas durante el 117 ° período de sesiones de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

Las expulsiones de estudiantes y profesores por motivos políticos en la isla ya no son frecuentes, ya que muchos se limitan a expresar sus ideas, e incluso a esconderlas para evitar estas sanciones.

La Viceministra de Educación Superior, Martha Mesa Valenciano, afirmó que “quien no se sienta militante en la política revolucionaria de nuestro Partido, defensor de nuestra ideología, de nuestra moral, de nuestras convicciones políticas, debe dejar de ser profesor universitario ”.

El actual presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, expresado en 2009, cuando se desempeñó como ministro de Educación Superior, que “se patentará el criterio de que la universidad es para revolucionarios”, y agregó que “la selección de los estudiantes que integrarán la facultad después de la graduación tiene que ganar calidad, no solo los criterios deben prevalecer los académicos, pero también sus actitudes revolucionarias y su compromiso social “.

Hola a todos … “El mayor principio de un médico ante la sociedad debe ser la promoción de la salud, no los intereses de un …

publicado por Casas en Alexander Raúl Pupo dentro Martes 29 de septiembre de 2020

READ  Brigitte Macron recibe a la primera dama de México en el Elíseo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *