España: La lava de un volcán en erupción en las Islas Canarias llegó al océano

La lava del volcán que hizo erupción hace diez días en la isla de La Palma en las Islas Canarias españolas llegó finalmente al mar de martes a miércoles, un fenómeno temido por los expertos porque es potencialmente peligroso.

• Lea también: Erupción en Canarias: varios barrios confinados por miedo a los gases tóxicos

• Lea también: Erupción volcánica de Canarias: aeropuerto de la Palma paralizado

• Lea también: [PHOTOS ET VIDÉO] Espectaculares imágenes de la erupción volcánica en Canarias

El acto fue anunciado poco después de las 23:00 hora local (martes a las 22:00 GMT) por el Instituto Vulcanológico de Canarias (Involcan). “El flujo de lava golpeó el mar en Playa Nueva”, dijo Involcan en su cuenta de Twitter.

Imágenes transmitidas por la televisión regional de las Islas Canarias, un archipiélago español frente a la costa noroeste de África, mostraron lava al rojo vivo entrando al agua en medio de una gran cantidad de humo.

El volcán Cumbre Vieja entró en erupción el 19 de septiembre.

El martes por la tarde, la lava, que había variado en velocidad durante los últimos días, aunque se detuvo en un punto, todavía estaba a media milla del mar, por lo que era imposible predecir cuándo llegaría al océano.

Este encuentro entre lava, una roca derretida a más de 1000 grados centígrados y agua de mar que se acerca a los 20-25 grados centígrados fue particularmente temido por la producción de gases tóxicos y partículas nocivas que podría provocar, lo que la hace potencialmente muy peligrosa.

READ  Usbek & Rica - Turismo del futuro: ¿trabajar menos para viajar más?

Por esta razón, el gobierno regional del archipiélago decretó un “radio de exclusión de 2 millas náuticas” alrededor del lugar donde se suponía que llegaría la lava.

gases tóxicos

El lunes, vecinos de varios barrios de Tazacorte, aldea cercana a la costa, fueron llamados a confinarse para protegerse de posibles gases tóxicos derivados de la llegada de lava al océano.

Esta decisión se tomó por la “posibilidad de que haya un pequeño choque cuando el magma ingrese al agua del mar y que ese pequeño choque genere vapores que pueden ser tóxicos”, subrayó el director técnico del Plan. Emergencia Volcánica de Canarias (Pevolca), Miguel Ángel Morcuende.

Todavía no había información sobre la cantidad de gases tóxicos producidos y la peligrosidad de la situación.

“La inhalación o el contacto con gases y líquidos ácidos puede irritar la piel, los ojos y el tracto respiratorio, además de provocar dificultad para respirar”, advirtió Involcan.

La cría de lava que ingresó al mar se produjo pocas horas después de que el gobierno liberara el martes 10,5 millones de euros en ayuda directa a las víctimas de la erupción, en particular para la compra de viviendas para personas cuyas casas fueron engullidas por la lava.

Esta isla de 85.000 habitantes fue declarada en estado de desastre natural, donde los flujos de lava destruyeron un total de 656 edificios -no todos ellos viviendas- y cubrieron 268 hectáreas de terreno, según el sistema europeo de mediciones geoespaciales Copernicus.

La lava también destruyó muchas carreteras. El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, estimó la semana pasada que los daños superarían los 400 millones de euros e indicó que dispone de fondos europeos para la reconstrucción.

READ  Candidatas a Miss México 2020 posan maravillosamente con ropa tradicional de su región

La erupción no dejó muertos ni heridos, pero provocó la evacuación de más de 6.000 personas que tuvieron que huir de sus hogares.

Desde que entró en erupción, el volcán ha arrojado enormes columnas de humo que alcanzaron varios cientos de metros de altura, pero también cenizas.

La acumulación de estos interrumpió el tráfico aéreo, provocando el viernes la cancelación de los siete vuelos domésticos previstos, seguida del cierre del aeropuerto al día siguiente. Aunque ha reabierto oficialmente, los vuelos siguen suspendidos por el momento.

Los expertos estiman que la erupción puede durar varias semanas o incluso algunos meses.

Las dos erupciones anteriores en La Palma ocurrieron en 1949 y 1971. Mataron a un total de tres, dos de ellos por inhalación de gas.

Como el resto de islas del archipiélago, La Palma vive principalmente del cultivo del plátano y del turismo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *