Estos fantasmas que acechan el genoma

Estos fantasmas que acechan el genoma

A partir de 2012, alrededor de 10 a 14 millones de especies viven actualmente en la Tierra, de las cuales solo se han registrado 2 millones. Si estos números parecen sorprendentes, no pesan mucho en comparación con las especies del pasado: los científicos estiman que más del 99% de las especies que alguna vez vivieron en nuestro planeta ahora están extintas. Nuestro conocimiento de los organismos vivos y nuestra comprensión de los procesos biológicos que los rigen se basan, por tanto, en la observación de una pequeña fracción de las especies que han existido en la historia de la vida. Sin embargo, las especies “fantasma”, desconocidas o extinguidas, bien pueden acechar a los que viven hoy, en forma de genes transmitidos horizontalmente, es decir, una transferencia de genes entre distintas especies. En un estudio reciente, Théo Tricou, Éric Tannier y Damien de Vienne del Laboratorio de Biometría y Biología Evolutiva y de la Universidad Claude-Bernard de Lyon demostraron que tener en cuenta esta transferencia horizontal cambiaría drásticamente nuestra interpretación del trabajo sobre el flujo de genes y , por extensión, nuestra visión de la historia de la vida.

Los mecanismos que permiten esta transferencia horizontal de material genético son numerosos. Podemos mencionar la endosimbiosis, por la cual un organismo vive en simbiosis dentro de otro, hasta que los dos ya no forman un solo ser; o incluso introgresión, es decir, la hibridación de dos especies, seguida de cruces del híbrido con una de las especies progenitoras. Algunos ejemplos de tal flujo de genes son bien conocidos. Desde hace unos años sabemos, por ejemplo, que el genoma deHomo sapiens – nuestra especie – contiene genes de neandertales, que probablemente resultan de uno o más episodios de introgresión.

READ  La francesa AB Science autorizada para lanzar pruebas de su molécula insignia
árbol de la vida especie fantasma

Simulación de un árbol de la vida que representa los linajes que conducen a la diversidad actual (líneas de colores) y linajes fantasmas que conducen a especies ahora extintas (líneas grises)🇧🇷 El centro del círculo representa la apariencia de la vida, la periferia representa el tiempo presente y los tres colores representan los tres dominios de la vida.

© DM de Vienne y W. Duchemin, 2017. Licencia CC-BY-NC.

Desafortunadamente, la mayoría de los estudios que se centran en estas transferencias de genes no tienen en cuenta las especies fantasma. Mediante el análisis de datos de varios estudios previos y el uso de simulaciones, Damien de Vienne y sus colegas demostraron que el trabajo que excluye a las especies fantasma a veces arroja conclusiones inexactas y conduce a la formulación de hipótesis incorrectas. Por ejemplo, estaban interesados ​​en la historia evolutiva deAnopheles gambiae, un grupo de especies de mosquitos portadores de malaria en África. Su nuevo análisis, que tiene en cuenta las posibles transferencias de genes de especies fantasma, revela una historia evolutiva revisada, que incluye volver a dibujar el mapa de especies cruzadas, para este grupo. Una mejor comprensión del origen de la herencia genética de estos mosquitos podría tener implicaciones para la salud pública, proporcionando información útil para combatir más eficazmente su papel en la transmisión de enfermedades.

Para un estudio más completo de la vida y la historia evolutiva de las especies vivas, ¿deberíamos elaborar una lista de todas las especies fantasma? Dados sus números colosales, la tarea parece fútil… Ante esta observación, Damien de Vienne y sus colegas sugieren desarrollar nuevos métodos de análisis que tengan en cuenta esa parte de la incógnita que es imposible de llenar.

Estos fantasmas que acechan el genoma

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *