Este es el mejor momento para dormir, según la ciencia.

Este es el mejor momento para dormir, según la ciencia.

implante Colapsar el resumen

Saber cuándo ir a la cama es fundamental para mantener nuestra salud física y mental. La ciencia nos dice que lo mejor es acostarse a las 10 de la noche para dormir mejor. Quedarse despierto lo más tarde posible puede sonar tentador, pero puede tener consecuencias negativas para la salud a largo plazo.

Beneficios sorprendentes de dormir temprano

Acostarse a una hora razonable puede tener muchos beneficios, entre ellos preservar su salud y mantener un buen nivel de energía. Estudios científicos han demostrado que las personas que descansan todas las noches se recuperan más rápido y disfrutan de un sueño de mejor calidad. Una buena noche de sueño significa que te levantas al día siguiente con más energía y más preparado para afrontar el día.

Los beneficios de acostarse temprano van mucho más allá de simplemente aumentar la energía, ya que el sueño es fundamental para una buena salud física y mental. Una dieta saludable y la actividad física regular también son importantes, pero el sueño es el factor más determinante para un estilo de vida saludable. Las personas que duermen menos de 7 horas por noche tienen un mayor riesgo de desarrollar enfermedades cardíacas, diabetes y problemas de salud mental.

¿Por qué es importante respetar tu reloj interno?

Cada persona tiene su propio horario de sueño y el momento óptimo para irse a la cama. Al respetar tu reloj interno, puedes asegurarte de que le estás brindando a tu cuerpo el sueño que necesita. También puede ayudarlo a establecer un horario de sueño regular para que su cuerpo sepa cuándo es hora de dormir y cuándo despertarse.

READ  La misión JUICE explorará las lunas heladas de Júpiter

Es decir, respetando tu propio reloj interno y acostándote a la misma hora todos los días, tu cuerpo se irá acostumbrando a esta rutina. Esto puede ayudarlo a sentirse con más energía y ser más productivo durante el día.

Los requisitos impuestos por la ciencia al sueño

Según los expertos en sueño, los adultos deben dormir de 7 a 8 horas por noche para tener un sueño de alta calidad. Para cumplir con estos requisitos, la Fundación Nacional del Sueño recomienda que los adultos se acuesten entre las 10:00 p. m. y las 12:00 a. m. También es importante despertarse a la misma hora todos los días, ya que esto ayuda a que su reloj interno se sincronice con su calendario y cree una rutina de sueño regular.

Los niños y adolescentes, en cambio, deben dormir entre 8 y 10 horas por noche. La Fundación Nacional del Sueño recomienda que los niños se acuesten entre las 6 y las 10 de la noche. Esto les permitirá levantarse temprano y tener más tiempo para participar en actividades divertidas y productivas.

¿Cómo acostarse temprano hace que despertarse sea más fácil?

Acostarse a una hora razonable puede hacer que despertarse sea más fácil porque su cuerpo habrá dormido lo suficiente para regenerarse y sentirse descansado. Si bien puede sentirse descansado cuando se despierta, acostarse temprano puede ayudarlo a despertarse más fácilmente y mantenerse más alerta durante el día.

Acostarse temprano también puede ayudarlo a mantener su reloj interno y despertarse a horas regulares. Una vez que su reloj interno esté sincronizado con su calendario, le resultará más fácil despertarse todos los días sin tener que usar un despertador.

Mejorar la calidad del sueño a través de una buena higiene del sueño.

Una buena higiene del sueño puede ayudar a mejorar la calidad y la duración del sueño. Para mejorar la higiene del sueño, intenta elegir una habitación oscura y tranquila para dormir, limitando así las distracciones. También debes mantener la misma temperatura en tu dormitorio y evitar dormir con dispositivos electrónicos como teléfonos o computadoras.

READ  El huracán Delta se ve así desde el espacio; los satélites siguen tu ritmo

También es importante acostarse y levantarse a la misma hora todos los días, ya que puede ayudar a su cuerpo a adaptarse a su horario y mantener un ciclo regular. Las prácticas como la meditación y el yoga también pueden ayudarlo a relajarse antes de acostarse y reducir el estrés.

Dormir temprano y respetar el reloj interno puede traer muchos beneficios para la salud y el bienestar. Practicar una buena higiene del sueño e irse a la cama a una hora razonable es esencial para lograr un sueño profundo y una salud óptima. Si bien puede parecer difícil de lograr, darse cuenta de los beneficios a largo plazo para la salud y el bienestar es un buen punto de partida para adoptar mejores hábitos de sueño.

Conclusión

Acostarse temprano y respetar su reloj interno son esenciales para mantener una salud óptima y un sueño de calidad. Acostarse a las 22 horas es el momento ideal, según la ciencia, ya que permite que el cuerpo descanse y se recupere. También es importante practicar una buena higiene del sueño y mantener un horario regular para acostarse y despertarse. Al practicar estos hábitos de sueño saludables, no solo puede mejorar la calidad y la duración de su sueño, sino también reducir el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas.

Fuentes

  • Colten, HR y Altevogt, BM (2006) Trastornos del sueño y privación del sueño: un problema de salud pública no resuelto. Prensa de las Academias Nacionales.
  • Hussain, S. y Kushida, CA (2011) Higiene del sueño: una revisión completa. Revisiones de medicina del sueño.
  • Fundación Nacional del Sueño (2018) Salud del Sueño. Disponible : https://www.sleepfoundation.org/sleep-health

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *